Cuando Dios Promete

Es cierto que muchas veces nos dejamos guiar por las circunstancias que nos rodean, que nos dejamos llevar por nuestros impulsos, pero cuando dejamos que Dios guíe nuestras vidas, es completamente diferente. Se siente cuando es Dios el que te dice dónde tienes que ir, lo que tienes que hacer, incluso lo que tienes que decir muchas veces y es hermoso vivir así, dejando nuestra vida dispuesta a lo que Dios quiere hacer, dejar que Dios guíe nuestro bote hasta el otro lado del mar. Me recuerdo de la parte en la Biblia donde se cuenta que Jesús iba con sus discípulos en una barca (Marcos 4:35-41) y él les dice: “Pasemos al otro lado”, y cuando iban en camino, se levantó una tormenta y creían que su barca se hundía, mas Jesús estaba durmiendo; los discípulos, con gran temor, le despertaron para que hiciera algo… se levantó y ordenó que se callara el viento y se calmara el mar, a lo que después les dijo: “¿Cómo no tenéis fe?”. La Biblia no cuenta lo que pasó después, pero se puede concluir fácilmente que llegaron a la otra orilla. Si lo aplicamos en nuestro contexto, la barca seríamos nosotros; el mar, las circunstancias que nos rodean y Jesús actuando como él mismo. Jesús nos dice pasemos al otro lado, eso no más (y a veces esperamos que nos diga cómo llegar), y comenzamos a navegar hacia ese punto que nos mostró, pero sucede en un momento determinado, que se levanta una tormenta, de la cual pensamos que no saldremos con vida, porque vemos que todo se pone en nuestra contra, que todas las cosas que estaban o que están a nuestro lado o que tenemos se nos va de las manos, como que de alguna manera (no sé si sentirán así) todos se alejan o como que nosotros mismos nos alejamos de todo, y creemos que vamos a hundirnos, que no tenemos salida y que nos quedaremos así en medio de la tempestad por siempre, es ahí (y es algo que no entiendo mucho) donde despertamos a Jesús y le decimos, o algunas veces le imploramos que haga algo a favor de nosotros. Se levanta de donde estaba durmiendo, porque él sabe y está seguro de que cuando dice algo, se va a cumplir, que no importa lo que se levante, él tiene la certeza de que vamos a llegar al objetivo que nos traza y, levantando la voz, calma la tempestad en la que estábamos metidos tan fácilmente como comer pan y nos pregunta: ¿Cuál es el tamaño de tu fe? ¿Cuánto crees?, acaso no crees que cuando te digo que voy a hacer algo contigo, ¿Así va a ser?… es en ese momento, cuando nos damos cuenta de que estamos llegando al otro lado del mar y que la tempestad que se levantó no fue, sino una prueba de nuestra fe, para que creamos que lo que Dios nos promete, es y será de la forma que él nos lo dijo que haría. Entonces, no desmayemos si vemos que las circunstancias que nos rodean nos dicen que las cosas no son como las vemos, es decir, que vamos en una dirección incorrecta, si Jesús nos dice que ése es el objetivo a alcanzar, debemos creer como niños, sin dudar un sólo momento de que será así, que lo que el promete, lo cumple, sí o sí, lo cumple. Cuando Dios nos dice que pasaremos al otro lado, es porque pasaremos al otro lado, y punto…

4 pensamientos en “Cuando Dios Promete

  1. Israel, aunque no quieras saber nada de mi y ya no me consideres amigo, te voy a recordar el nombre que marca tu personalidad y con esto pienses y tomes las decisiones de esa manera: RADICAL.

    te quiero.

  2. Hola! Yo estoy pasando por una situacion muy dolorosa pero e regresado a los pies de Dios nuevamente. Mi esposa no quiere saber de mi es como que el enemigo la ah tomado por completo como si nunca la huviera conocido. Eh buscado en el senor y eh perseverado siento mi cambio y es algo hermoso. Al principio todo era llorar aunque conoci a una profeta de Dios que me mando a buscar para decirme que el senor senor decia que no me preocupara que el me iva a ayudar y que solo tuviese fe y el me ayudaria y que todo se solucionaria. Yo aun asi bucando de Dios y sabiendo que el me prometio regresar a mi esposa seguia llorando y fue por falta de fe. Un dia llamo a mi esposa para hacerle una pregunta hacerca de nuestro hijo y resulta que estaba en un partido de futbol con unos amigos y me contesta el telefono diciendome groseramenta que quieres ve al grano y no demores, en ese momento me enfureci y pense lo peor porque eso es lo que el enemigo quiere que pensemos pero no es asi. Varios dias despues me mando a buscar de nuevo la profeta y me dijo Dios me ah dicho que no te va a ayudar almenos que la saques la saques de tu corazon porque esta ocupando el lugar de Dios y el es un dios que cela y tu la tienes a ella como una Diosesita. Desde ese dia me di cuenta cuanto nos ama Dios y que el es el unico que se merese nuestro amor incodicional porque el es el unico que es fiel de verdad. Ahora estoy luchando por sacarla de mi corazon y mi mente porque tambien entendi que el lo unico que quiere es lo mejor para nosotros, el quiere cambiarme completamente a mi a su voluntad pera que luego mi casa sea salva y tambien entendi que sus promesas nunca tienen fecha de expiracion y aqui estoy todavia luchando y perseverando porque soy y me siento victorosio y la gloria y honra sea para mi padre porque yo se que el nunca se aparta de mi y creo con mucha fe en el y pronto les escribire de nuevo diciendoles o dandoles testimonio de como me regreso a mi familia y como la cambio a ella y a mi para que viviesemos bajo su santidad.

    Que Dios los Bendiga siempre.
    Aunque desmayen levantencen y perseveren en la palabra porque el que lo busca lo encontrara porque el nos esta esperando.

    • Dios nos ama mucho… eso es cierto. Dios quiere que en nuestro corazn l sea el primero… es verdad. Dios nos quiere ayudar… tambin es cierto. Lo nico que nos pide es que tengamos fe y hagamos lo que nos manda (Biblia). Encontr interesante tu historia, puedes hacer un resumen de tu historia de vida y lo que Dios te revel y ense con todo eso?. Me gustaria poder publicarlo en mi blog, puede ayudar muchas personas as como algunas de mis historias han ayudado a muchas otras, qu te parece?? Desde ya te agradezco por escribir y pido a Dios que acte segn su voluntad.

      Muchas bendiciones y fuerzas…

      AAAhhhhh!!!!! Dios una vez me pidi terminar con una novia que tena cuando era adolescente, por las mismas causas, porque estaba ocupando el lugar que es de l, as que s ms o menos lo que se siente…

      Israel Rivera.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s